martes, 22 de julio de 2014

Cepeda habla desde Japón: Busco resultados, no protagonismo




El espirituano Frederich Cepeda Cruz fue enviado a las Ligas Menores de la Nippon Professional Baseball (NPB), exactamente al Ni-gun, que es segundo equipo de los Gigantes de Yomiuri.

Comenzó entonces a responder las mil y una preguntas que dijo tener antes de partir a tierra asiática como el primer pelotero cubano en activo en incluirse en la que es considerada la segunda mejor pelota del mundo después de la norteamericana.

Entonces vistió el uniforme de los Gigantes en una transición rápida. Casi sin bajarse del avión, Cepeda asumió como cuarto madero y tras un buen debut, incluidos varios jonrones , su rendimiento comenzó a mermar y fue al banco, una posición a la que no ha estado acostumbrado en sus 17 años de Series Nacionales.

En un desempeño poco habitual, el espirituano recibió más ponches de lo acostumbrado (25) y en 35 partidos compiló para un average de 171, aún más raro en quien supera los 300 de por vida en Series Nacionales. Acumuló además nueve anotadas, dos biangulares, cinco jonrones y 15 carreras impulsadas, 19 boletos, 378 de slugging y 324 de por ciento de embasado.

En busca de algunas respuestas, Escambray le contactó a través de su correo electrónico, dos meses después del inicio de esta experiencia en Japón donde ahora tiene al menos la compañía de su esposa Damaris y su pequeño Frederich, quienes viajaron esta semana a la tierra del sol naciente.

“Hace una semana estoy aquí en las Menores, pero todo va bien, son movimientos normales dentro de los equipos, incluso antes de llegar lo primero que me habían dicho es que pasaría por esta Liga”.

¿Cómo te sientes físicamente?

“Me siento en perfecto estado físico desde que salí y hasta este momento, gracias a Dios”.

¿Cómo has asimilado los entrenamientos? ¿Qué tan diferentes o fuertes según se comenta?

“El entrenamiento está muy bien, los primeros días un poco cansado producto del viaje y los cambios de horario, al otro día de llegar estuve entrenando a las nueve de la mañana, pero todo va bien, es muy similar a Cuba, el béisbol es igual en todas partes del mundo, solo cambian los métodos y las maneras en que se aplica en las diferentes ligas, no he estado en sprint trainner, etapa de entrenamiento antes de la competencia donde se dice que es más fuerte que ahora”.

¿Cuántas preguntas ya has podido contestarte de las mil que decías tener antes de partir?

“ He respondido muchas, pero me quedarán infinitas, siempre es un cambio grande ,todos los días se aprende más.

¿No te resientes del cansancio de casi un año jugando sin descansar?

“Te soy muy sincero, estuve cansado los primeros días por el viaje y el cambios de horario, son 13 horas de diferencia, pero luego de adaptarme al horario me ha ido bien con los entrenamientos, juegos y viajes en cuanto a cansancio se refiere, hay muchas maneras de recuperarse aquí, diariamente la rehabilitación del atleta está a la orden del día en todos lados, en el estadio, o en el hotel cuando viajamos”

Comenzaste sin adaptación previa, sin pasar por las Menores como se había previsto ¿Crees que ello ha influido en tu rendimiento?

“Es cierto, comencé como no me esperaba, pero de algo pienso que fue positivo para mi, no tuve tiempo de pensar y me enfrenté a la realidad así de rápido y fue bien en cuanto a nivel emocional porque ya estabas dentro, es decir ya estabas jugando y ya era una realidad, solo lo que resta es hacerlo y así lo enfrenté y lo sigo haciendo, el rendimiento va y viene, independientemente del lugar o liga que vayas , pero claro que sería bueno venir desde un principio y entrenar y aclimatarte al juego antes de la competencia, para llegar con mejor noción de lo que vas a enfrentar, pero nada, tocó de esta manera y hay que hacerlo.

Fuiste enviado al banco ¿ Cómo te sentiste en un rol que nunca has asumido en los equipos cubanos?

“Debuté de cuarto bate y left fielder y luego fui jugador de cambio, en el momento que llego, Leslie Anderson, mi compañero de equipo se lesionó una pierna y acto seguido al otro día me suben a mi, mi rendimiento empezó más o menos conectando e impulsando algunas carreras, ya después no fue igual y empecé a participar en los juegos de diferentes maneras ,alternando, luego que Leslie entró recuperado que es el left fielder regular de este equipo con un average de 330 y ya establecido como 3ro y cuarto bate, me mantuve jugando de emergente, no he tenido buen rendimiento y aquí hay que estar bien para aspirar a jugar regular en un equipo, máxime como este, que es primero en Japón por años, donde militan excelentes jugadores de talla de Grandes Ligas, es un conjunto diría, sin fisuras, hacen cambios y ni se nota, cualquiera puede ser el regular , lo que queda es prepararse y esperar el momento y tratar de hacerlo bien , claro que no es como en Cuba donde he estado acostumbrado a jugar diario, es mas difícil de esta manera pero palante.

Tampoco has estado acostumbrado a un promedio por debajo de los 200 ¿Cómo te hace sentir esta situación?

“ Es real, no he tenido ese promedio y realmente no me hace sentir bien mi resultado, pero pienso que estoy a tiempo todavía de recuperarme, siempre y cuando tenga un espacio más pronunciado a la hora de jugar, pero este es el rol que me ha tocado , la vida está llena de estas cosas y el deporte no se queda atrás, hoy no me toco ser titular después de tanto tiempo, no estoy en mi mejor momento al bate y en un equipo como este puntero, no puedes aspirar a jugar estando de esta manera, solo queda seguir trabajando y mejorar”.

Lo que más asombra en tu rendimiento es la cantidad de ponches.¿ Qué explicación le das a esta situación?

“ Sencilla. El ponche es una casilla más dentro del beisbol, igual que los hits o las bases por bolas, aquí el pitcheo es mucho más profundo y se me ha hecho un poco más difícil”.

¿Qué tan difícil se te ha hecho el pitcheo japonés?

“El pitcheo japonés es de potencia y a la vez de versatilidad en los lanzamiento, casi todos tiras más de cuatro lanzamientos con excelente control, que es lo mejor que tiene y todos los lanzamientos los dominan, es bien difícil, solo es adaptarte, lo que es más difícil si no estás jugando todo el tiempo”.

Diste jonrones incluso con las bases llenas ¿A qué se lo achacas?

“Nada solos que los hit , han sido al igual que los jonrones, con corredores en bases, son cosas que salen en el béisbol ,solo me preparo para jugar”

Los japoneses se distinguen por su disciplina ¿Cómo te has insertado en ese esquema?

“La disciplina también la tenemos en Cuba, no he tenido problemas con eso, solo cumples con tu horarios de entrenamiento, juegos y horarios de viaje, solo eso el resto del día es tu vida personal”

¿Cómo son las relaciones con los compañeros del equipo?

“Excelentes compañeros todos, por supero con el que más me comunico es con Leslie, cubano, amigo de años, pasamos la mayor parte del tiempo juntos dentro y fuera del terreno, también tengo buena comunicación con el Venezolano José López, ex jugador de Grandes Ligas”

¿Cómo has podido sortear el problema del idioma y de la comida?

“El idioma si es bien difícil, para eso hay traductor , dentro del juego es mas difícil, mayormente se habla inglés alguna palabra a la hora de comunicarte a fildear, un fly entre dos, coger las señas y diferentes jugadas, pero todo va bien, lo mejor que me pudo pasar es tener a un cubano acá y mas que fuera Leslei, la comida nunca me preocupó, había estado acá otros años y sabia más o menos, aquí se pone por supuesto la comida típica de Japón, pero hay de todo lo demás, sinceramente aquí hay de todo, la comida no es preocupante, la variedad existe y comes lo que desees, cuando estas en casa, no hay problemas sé cocinar, ja ja ja y cocinas como quieras, de veras todo bien, ah sí…. ya aprendí a comer con palitos, es sencillo manejarlos, pero también hay cubiertos”

¿Cómo sobrellevaste la soledad de las cuatro paredes antes de llegar tu familia?

“La soledad y la lejanía de las personas queridas siempre me han acompañado, no por espacios tan largos, pero sí a lo largo de mi vida siempre he estado fuera de casa, lo mejor es que esté un cubano aquí conmigo con la misma cultura, se extraña mucho pero tienes que pensar que este es tu trabajo, lo que escogiste, lo que lograst y luchando por elevar tu nivel como pelotero, tienes que tener la mente fuerte y pensar en positivo y por la razón que estás acá que es jugar béisbol y realizar un sueño de muchos años soñado, el tiempo libre acá en el día es corto, ingresas al estadio a las 12 del día y sales a 11 de la noche listo a dormir, casi ni tenía tiempo para pensar en cosas negativas, solo enfocarte en el día siguiente, ahora me siento mucho mejor con mi familia aquí, hicieron un buen viaje, todo bien con ellos”

Ves habitualmente a Yulieski, ¿Eso también te ayuda?

“Claro, hemos compartido, no nos vemos mucho por los juegos pero hablamos a diario y nos apoyamos, no diría una persona con quien jugué, diría un hermano que gracias a Dios la vida nos permitió estar juntos en Sancti Spíritus, en el equipo Cuba tantos años y ahora en Japón, en diferentes equipos pero con la misma misión: jugar al béisbol, este apoyo es siempre muy bueno tanto para él como para mí”

¿Cómo te va con el público?

“Con el público todo va bien, gusta mucho el béisbol, el Yomiuri tienes muchos fanáticos a lo largo de Japón, es respetuoso y atomizador de sus jugadores”

¿Qué posibilidades existen de que puedas recuperar alguna titularidad en el equipo?

“Las posibilidades de ser titular están en mis manos y en mi rendimiento como ha sido toda la vida, eso es regla en el deporte, estés donde estés, en Cuba, Japón o la Liga que sea y yo no diría recuperar , es que yo aquí nunca he sido titular, hay muchos jugadores acá a los que les tengo mucho respeto por los números y la consistencia que han tenido en esta liga japonesa y para este equipo de los Gigantes, el día en que abrí fue ocasional por lo que te expliqué de la lesión de Leslie, eso me ayudó mucho para romper el hielo, ahora tengo que enfocarme en mi entrenamiento el doble de lo que lo hago para buscar resultado, pero no protagonismo , el resultado te lleva a ser o no titular”

Por acá se comenta que deberás regresar de no poder recuperar tu forma ¿ Qué hay de cierto en esos rumores?

“Los rumores, ya lo dijiste, son rumores. Yo solo voy trabajar fuerte todos los días para mejorar , de todas maneras a CUBA SIEMPRE VOY A REGRESAR, y con la frente bien en alto porque para mi patria y mis seguidores siempre me he entregado de corazón con mucho amor y respeto y defendido los colores de Sancti Spíritus con mucho orgullo de ser de ahí y de representarlos a todos en general, espirituanos y cubanos, así que rumores son rumores”

¿Sigues pensando que es una buena experiencia?

“Sí, es excelente la experiencia y quisiera volver a repetirla, seguiré trabajando para que así sea, todo está en mis manos”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada