miércoles, 17 de febrero de 2016

CONSTRUCCIÓN DEL ESTADIO DEL CERRO.






La necesidad de contar con un estadio con la calidad necesaria para acoger a las novenas que integraban la poderosa liga profesional de béisbol cubana, surgida en 1940, con sus grandes estrellas domesticas, y los de las Grandes Ligas que viajaban a Cuba durante la temporada invernal, llevo a que en mayo de 1946 la empresa estadounidense Frederick Score Corporation iniciara su construcción. 
Florencia Peñate Díaz, licenciada en Historia del arte argumentó que el proyecto inicial fue elaborado por el arquitecto Max Borges hijo. En esta planificación se diseñó con una capacidad para 30 mil personas (mil 500 en palcos, cinco mil 300 de preferencia, 20 mil de glorieta y tres mil 200 de sol) y se construyó con gradas de hormigón y techo de estructura de acero cubiertas con tejas acanaladas que iban desde las líneas del jardín derecho hasta el izquierdo.
DEPORTIVASMLB@GMAIL.COM 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada